Skip to content
y si todos usamos bitcoin (1)

¿Y si todos usamos Bitcoin?

Jose Miguel

Jose Miguel

Antes de conquistar el poder, debemos conquistar los medios, por eso fundé esta revista y no un movimiento estudiantil. Sígueme en GAB @JoseMiguel7
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on google
Google+

Quiero dejar dos cosas claras: No soy ningún experto en Bitcoin, ni en la tecnología blockchain y que este es un artículo para usar el sentido común y visualizar cómo Bitcoin nos puede ayudar a preservar la libertad.


Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

 

Todo lo que conocemos ha ido migrando hacia el mundo digital.

¡Comienza tu blog hoy!

Recomendamos a quienes diseñaron y administran nuestra revista: MINDTEGRITY LLC.

Las empresas, las tiendas, la televisión, los medios, la forma en la que nos comunicamos, el trabajo y -por supuesto- el dinero. Si Bitcoin es «el internet del dinero», como muchos lo llaman, ¿Por qué no migrar todos a él? Es lo que vamos a cuestionar.


 

El momento

Internet cambió absolutamente todo y lo sigue haciendo. Lo que antes necesitaba un lápiz y un papel, hoy día se resuelve con un simple clic, un comando de voz, el toque de un dedo o un teclado. Todo lo que hacemos hoy día depende de una conexión a la web, convirtiendo a internet en el oxígeno que respira el mundo moderno.

¿Necesitas un sitio web?

Recomendamos a quienes diseñaron y administran nuestra revista: MINDTEGRITY LLC.

La Plandemia del 2020 aceleró enormemente todo aquello que -por tradición o conveniencia de algunos- estaba posponiendo su cambio al mundo digital, principalmente el trabajo. Las absurdas cuarentenas impuestas por los peores enemigos de los ciudadanos -los gobiernos- destaparon algo que era ya obvio: millones de personas pueden trabajar desde cualquier parte del mundo. ¿Qué necesitan? Una computadora, internet y -claro- una taza de café.

Las compras por internet se dispararon estrepitosamente desde el inicio de las cuarentenas impuestas por los burócratas. El uso de internet y las búsquedas de todo aquello que no se hacía desde una computadora, están por las nubes. Las reuniones de trabajo ahora se hacen por Zoom, se pasa más tiempo en las redes sociales, se hace ejercicio por internet, la gente ahora se reune con sus amigos los viernes en la noche por una videollamada y para visualizar lo bien que esto le ha hecho al mundo del e-commerce, basta ver al monstruo de Amazon hacerse más monstruo, al innovador Shopify crecer y al establishment de Walmart con las órdenes de delivery y pickup llegando a todos los rincones.

El internet es tan importante hoy día, que las grandes tecnológicas le demostraron al mundo su poder, manipulando a conveniencia las elecciones presidenciales de 2020 en Estados Unidos.

Si todo lo básico -y no tan básico- ahora se hace por internet, ¿Qué hay del dinero?


 

Todo lo que hacemos hoy día depende de una conexión a la web, convirtiendo a internet en el oxígeno que respira el mundo moderno.José Miguel

 

Mi experiencia personal con Bitcoin

La primera vez que escuché sobre Bitcoin aún vivía en Venezuela y -si la memoria no me falla- su precio rondaba los $3 por Bitcoin. ¿Me arrepiento de no haber comprado? Sí, pero más me arrepiendo de no haber leído sobre lo que es y lo que representa. (Ver video al final de este artículo o leer este post)

Pasaron 8 años para que yo decidiera entrar en Bitcoin, cuando su precio oscilaba los $7,000 por Bitcoin. Lo compré por primera vez en el año 2018 y el 80% de lo que compré, lo «perdí» en ese momento, porque su precio se fue a la baja por segunda vez en su historia, ese año. ¿Eso me hace creer que comprar Bitcoin es un error? No, solo entré en mal momento, sin información y no tuve paciencia.

Bitcoin lleva -desde sus inicios- ganando valor a un paso que aterra al establishment. Es una cryptomoneda volatil, pero ninguna moneda tradicional ha ganado -ni cerca- el valor que Bitcoin ha ganando en poco más de 10 años. Cabe destacar que este solo ha cerrado en rojo 2 años desde su lanzamiento: en 2014 y 2018, el año en que yo entré.

Al mismo tiempo que Bitcoin representa una gran oportunidad para ganar dinero, lo más poderoso de esta cryptomoneda es lo que representa para nuestra vida en sociedad: El fin de ese crimen organizado que llaman «Bancos Centrales».


 

Al mismo tiempo que Bitcoin representa una gran oportunidad para ganar dinero, lo más poderoso de esta cryptomoneda es lo que representa para nuestra vida en sociedad: El fin de ese crimen organizado que llaman «Bancos Centrales».José Miguel

 

El rebelde que desafía al status quo

«Ellos solo pueden controlarnos porque usamos su moneda».

Este el mensaje más poderoso que he leído en muchos años, tomado de la cuenta de Wall Street Bets, esos que volvieron locos a los fondos de inversión de Wall Street con el caso de GameStop.

«Ellos» -los gobiernos y los corporativistas- solo pueden controlarnos cuando el instrumento de cambio que usamos para intercambiar valor y nuestro trabajo, es el que ellos crearon: la moneda tradicional fiat. Y es que el establisment se sostiene con cuatro poderes: el poder político, el dinero, las armas y la opinión pública. ¿Qué debemos hacer para derrotar al establishment? Quitarles al menos uno de estos poderes -inicialmente- y si es el dinero, los dejamos sin piernas.

Bitcoin es -precisamente- ese rebelde que desafía al status quo, es la oportunidad de quitarles el poder del dinero. ¿Por qué? Porque el establishment ha gozado -desde siempre- del poder para controlar y administrar las monedas que usamos diariamente. Si un gobierno te quiere obligar a hacer algo, lo hace manipulando tu dinero y si te quiere prohibir algo, también.

Es por eso que han tratado de prohibirlo en muchas ocasiones, de ver cómo lo regulan y cómo pueden manipularlo, porque NO lo pueden controlar. ¿De quién es Bitcoin? De quien lo posee. ¿De quién es el dinero que tienes en tu cuenta bancaria? De los Bancos Centrales. Y si estos deciden imprimir más, significa que lo que tienes en tu cuenta ahora vale menos, mientras que Bitcoin -además de ser el enemigo de los Bancos Centrales- es el enemigo de la inflación. No lo pueden imprimir.

Este rebelde que desafía al status quo ha puesto en jaque a los Bancos Centrales, esos a quienes los libertarios tanto hemos querido borrar del mapa, pero no hemos sabido cómo.

Bueno, esta es la oportunidad: ¡No usemos su moneda!


 

Si un gobierno te quiere obligar a hacer algo, lo hace manipulando tu dinero y si te quiere prohibir algo, también.José Miguel

 

Perfect timing para Bitcoin

Lo más importante para que cualquier innovación sea adoptada es, lo que en inglés se le conoce como el «timing»: el momento ideal.

Con el acelerador pegado hasta el fondo para que hagamos todo por internet hoy día, comprar, trabajar, reírnos, leer, estudiar, entretenernos y mucho más, me atrevo a afirmar que la Plandemia del 2020 le está dando a Bitcoin su «perfect timing», su momento perfecto.

Pasamos más tiempo en internet, lo que significa que podemos aprender e investigar más. Al mismo tiempo, vemos a nuestros conocidos, amigos y familiares hablando de él y comprándolo, lo que da confianza, una característica clave para una moneda. Bitcoin es fácil de transferir y sus comisiones son increíblemente bajas, lo que le da una ventaja mortal sobre las monedas tradicionales. No tienes que ir a ningún banco para usar tus Bitcoins, pues tu administras tu dinero con tu propia seguridad y a tu propio jucio desde tu telefóno, computadora o dispositivos especiales (no necesitas al banco, ni al gobierno).

Además, hay un número limitado para siempre de Bitcoins, 21 millones, lo que significa que ningún burócrata puede inventarse más Bitcoins con el macabro propósito de restarnos poder adquisitivo, lo que vuelve locos a los gobiernos.

¿Y qué pasa si la gente usa y le tiene más confianza al Bitcoin que a las monedas creadas por los gobiernos? Lo que dicen los de Wall Street Bets: ¡No pueden controlarnos!

Es así como Bitcoin nos ayuda a preservar la libertad, nuestra libertad.


 

¿Y qué pasa si la gente usa y le tiene más confianza al Bitcoin que a las monedas creadas por los gobiernos? Lo que dicen los de Wall Street Bets: ¡No pueden controlarnos!José Miguel

 

¿Es tarde para entrar a Bitcoin?

Bitcoin tiene tres olas de entrada de dinero: el retail (las personas y negocios) que causó su primera subida a los $19,000 en 2017. Las instituciones privadas (bancos, fondos de inversión, etc.) que está causando la subida de precio de 2020-2021 a los $40,000 y faltan los gobiernos (instituciones del Estado y Bancos Centrales) que podrían disparar el precio aún más arriba, si hay la adopción de Bitcoin por parte de estos.

¿En qué ola estamos hoy día? En la segunda: dinero institucional privado. (Ver la línea azul de la gráfica)

Gráfica del 30 de noviembre de 2020

¿Qué debería pasar en la tercera ola, cuando los gobiernos no tengan opción más que adoptar Bitcoin? Como dicen por ahí: El precio podría irse a la luna. Y si no sube, igual ganamos, al contar con una moneda descentralizada para todas nuestras transacciones.

Ya hay varios gobiernos adoptando Bitcoin, entre ellos está la Ciudad de Miami, quien tiene una publicación en su sitio web al respecto, muy poderosa -por cierto. La pueden leer aquí.


 

Conclusión

Les recuerdo que no soy ningún experto en Bitcoin, el propósito de esta información es usar el sentido común, que las personas que no lo conocen se interesen e investiguen y que -más pronto que tarde- todos estemos usando cryptomonedas descentralizadas para intercambiar valor y trabajo.

¿No están hartos de que el fruto de su esfuerzo -el dinero- pierda valor cada vez que un gobierno así lo quiere? Recuerda que «ellos solo pueden controlarnos porque usamos su moneda».

¿Y si todos usamos Bitcoin?


 

¿Qué es Bitcoin?

Para quien aún no lo sabe, les comparto el video en español que -a mi juicio- lo explica muy bien.

¿Te gustó este artículo?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on google
Google+

Un siglo en Venezuela

Desliza la imagen...

¿Ya nos sigues en Facebook?

¡Suscríbete al Nuevo Canal de YouTube!