Skip to content
Escena de pelicula Hangover actores en carro - estas leyendo iF Revista Libertaria Cuestiona Todo

¿Cómo trabajar en equipo y apoyar los proyectos pro-libertad?

Jose Miguel

Jose Miguel

Editor de esta Revista | Merideño | Libertario | Antes de conquistar el poder, los libertarios debemos conquistar los medios. De nada sirve hacer política cuando gobierna la desinformación. Por eso, en 2014 fundé esta revista y no un movimiento estudiantil. En Twitter: @JP_7_
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on google
Google+

Hay un proverbio que dice: «Quien quiere llegar rápido, viaja solo, pero quien quiere llegar lejos, viaja acompañado».


Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

 

Los liberales, conservadores, libertarios y anarco-capitalistas llevamos desde nuestros inicios, viajando solos, con las ideas guardadas en la maleta del carro. Esto es tan cierto, que si medimos qué tan «lejos» estamos de nuestro punto de partida, nos daremos cuenta que hemos estado girando en círculos.

A diferencia de los defensores de la libertad, la izquierda es maestra en el trabajo en equipo. Dos socialistas pueden odiarse, traicionarse, pero cuando tienen un objetivo en común hacen pactos de sangre para conseguirlo. ¿Sus diferencias? Las resuelven después, pero si del objetivo en común ambos consiguen un beneficio, los zurdos políticos son lo suficientemente inteligentes para entender que deben trabajar en equipo y apoyarse para lograrlo.

Por su parte, el racional «defensor» de la libertad malgasta todo su potencial consiguiendo defectos en el plan, en los proyectos, en las ideas de otro y fija toda su atención en las diferencias y no en las cosas que tiene en común con otros que comparten sus principios. Esto es tan marcado, que cualquiera podría pensar que el trabajo de un libertario es estorbar a otro; cualquiera podría creer que lo que mejor sabe hacer un libertario es, dejarle el camino libre a la izquierda.


 

El racional «defensor» de la libertad malgasta todo su potencial consiguiendo defectos en el plan, en los proyectos, en las ideas de otro y fija toda su atención en las diferencias y no en las cosas que tiene en común con otros que comparten sus principios.José Miguel

 

¿Necesitas un sitio web?

Recomendamos a quienes diseñaron y administran nuestra revista: MINDTEGRITY LLC.

Viajar solo

Es cierto, cuando uno viaja solo llega rápido, pero solo a destinos cercanos, en viajes cortos. No te importa nada, no tienes ninguna responsabilidad, todo lo que haces te lo permites porque nadie depende de ti, porque no debes rendirle cuentas a nadie. Quien viaja solo, no disfruta el camino, simplemente atraviesa la carretera y si quisiera llegar lejos, tendrá que hacer paradas de descanso o su cuerpo desmaya.

¿Cómo aplica eso con la promoción de la libertad? Ese liberal ensimismado que solo escribe en su blog que nadie lee, porque ni sus amigos lo ayudan. Ese anarco-capitalista que habla de privatizar la policía, pero no ha trabajado ni en la primera reforma para hacer eso posible, o al menos intentarlo. Ese conservador que prefiere pelearse con los que no creen en Dios como él, en lugar de enfocarse en lo que podrían hacer juntos. Y ese libertario que dice «desafiar al status quo con sus ideas y movimientos», pero lo que hace es repetir los párrafos de un libro viejo quefue escrito en mundo muy diferente al actual.

Todos estamos viajando solos y lo peor es que estamos viajando en círculos.


 

Viajar acompañados

El trabajar en equipo amerita el aceptar que no somos buenos en todo, o que no somos buenos en nada, con lo cual hay que aprender a reconocerle las destrezas y talentos a otros. ¿Es un libertario capaz de hacer eso? Normalmente no.

Si uno sabe que es bueno en algo, puede trabajar en equipo, pero debe hacerlo con aquellos que nos complementan haciendo lo que nosotros no queremos o no sabemos hacer. Los libertarios debemos aprender a reconocer y aplaudir el trabajo, las habilidades, el talento y los proyectos de otros, especialmente de esos con quienes compartimos principios y valores.

Viajar acompañados es la forma de llegar lejos y para llegar lejos, hay que dejar que otro maneje en el camino, mientras nosotros hacemos otra cosa o mientras descansamos. Trato de hacer esta analogía con el viajar, porque si alguien quisiera viajar por tierra solo desde Caracas hasta Buenos Aires, le tomaría mucho más tiempo que a quienes viajan en grupo. Cuando te cansas, no tienes más alternativa que descansar, pero cuando vas en grupo, otro puede tomar el control y seguir la ruta.

¿Qué es lo que queremos los defensores de la libertad? Que la gente conozca las ideas, que el mundo se enfiebre y se enamore con la libertad, con el derecho de propiedad, que la gente hable como libertarios y no como progres. Si ese es el norte, ¿Qué importa si es otro quien gana más seguidores, más fama, más reconocimiento que uno? ¡No importa nada! Las ideas llegaron, la gente vive de manera más racional y por ende, yo puedo ser más libre de lo que soy en manos de la izquierda. En lugar de la envidia y el deseo de «ser yo el libertador», nuestro foco debería ser el ser parte de ese cambio de ideas que nos permite vivir en un mundo más libre.


 

Los libertarios debemos aprender a reconocer y aplaudir el trabajo, las habilidades, el talento y los proyectos de otros, especialmente de esos con quienes compartimos principios y valores.José Miguel

 

¿Cómo trabajar en equipo y apoyar los proyectos pro-libertad?

Piensa en esto.

¿Qué suscripción pagas hoy día? ¿Netflix? ¿Amazon Video? ¿The New York Times? ¿VIVOplay? De seguro alguno de estos, pero no apoyas a ningún creador de contenido libertario. ¿Te gastas el dinero en un entrenador personal, en un coach motivacional, en video juegos, en ver las películas más recientes por internet o escuchar las canciones en Pandora, Spotify Premiun o Apple Music? Muy seguramente alguna, pero nunca has hecho lo mismo con un proyecto pro-libertad, y si lo has hecho, no es ni el 1% de lo que te has gastado en basura.

Trabajar en equipo requiere un compromiso brutal. El apoyar proyectos que promueven eso en lo que uno cree, amerita que uno se convierta en un vendedor de esos proyectos, de esas ideas, que uno sea parte del equipo de manera voluntaria.

Los proyectos libertarios que mueren, lo hacen -en su mayoría- por falta de apoyo. Los defensores de la libertad vivimos repitiendo que «la libertad no vende» o que «no hay que ponerles sentimientos». Muy diferente sería si cada vez que un amigo libertario publica un meme, lo hacemos llegar a nuestro círculo social. Si cada vez que alguien hace un video o escribe un artículo, se lo pasamos a nuestros amigos y en redes sociales. Si cada vez que un proyecto de libertad sale, dejamos de pagar Netflix para apoyar eso en lo que creemos.

¡Comienza tu blog hoy!

Recomendamos a quienes diseñaron y administran nuestra revista: MINDTEGRITY LLC.

Trabajar en equipo para que esto llegue más lejos, requiere algunos «sacrificios», pero más aún requiere compromiso, hacer pactos de sangre y ser -voluntariamente- un promotor de lo que se está haciendo, así el proyecto sea de otro.


 

Trabajar en equipo requiere un compromiso brutal. El apoyar proyectos que promueven eso en lo que uno cree, amerita que uno se convierta en un vendedor de esos proyectos, de esas ideas, que uno sea parte del equipo de manera voluntaria.José Miguel

 

Conclusiones

Si seguimos viajando solos, daremos las mismas vueltas en círculo que por décadas hemos dado. Si queremos que estas ideas lleguen lejos y podamos ver antes de morir, un mundo más libre, entonces este viaje hay que hacerlo acompañados, trabajando en equipo, apoyando y aplaudiendo los proyectos de otros y siendo agradecidos.

La libertad no llega a las carreras, el viaje es largo y todo viaje largo se hace más fácil con familia y amigos.

¿Te gustó este artículo?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on google
Google+

Un siglo en Venezuela

Desliza la imagen...

¿Ya nos sigues en Facebook?